letras nuestras | poesías
 

Acto

 
 

 

Siempre escribo por encima de mi cuerpo
Pellejo que se esparce y es palabra
Evidencia de síntoma
Huecos horadados en el rostro con paciencia tejedora.

No soy original,
Reinvento un mismo párrafo
Hecho de fábula, de traición, de mística.
Supongo, de mentiras.

Me penetro, me visito
Retroviaje de salmón en miasma.
¿Habrá belleza saltarina que no reconozco?

La imposibilidad de saberse
Esa toga que envuelve mi acritud de superficie
Y hago un hueco, un agujero constante, un receptáculo
Con estas manos que no terminan de ser amarillas
Vistas por este rostro que jamás será rosado
Vientre extraño de salitre y no de hijos.

Siempre escribo desde el nylon de mis ropas
Desde la impostada felicidad del brit pop
Desde la lente de las películas que revisito
Desde la experiencia de esos otros que dijeron lo que aterra.

Hay una corriente profunda que me atrae a un centro
Un andar que rastreo y no discrimino
Una médula de cansancio y cápsulas azules
Un eje al que a veces me estaqueo

Y no sé cómo se cuentan las vidas
Pero están escritas de aristas crueles y márgenes hilarantes
Y tienen ese olor persistente a mi perfume
Que es insistencia, que fue dulzura y que será arrojo.

 

Laura Alejandra Bravo